Bienvenidos a Semanario Analisis Digital
puntos
13/06/2018 -  tiempo  5' 40" - 2186 Visitas San Salvador Una madre denuncia que su hijo fue abusado y acusa complicidad para favorecer al presunto abusador
Click para Ampliar
Hay dos denuncias, una por violencia de género y otra por abuso sexual.
Claudia Kloster de San Salvador, denunció al padre de su pequeño hijo por presunto abuso sexual. El hecho se habría producido en medio de una separación conflictiva del matrimonio, donde el padre del menor también fue denunciado por violencia de género. Es decir, hay dos denuncias en la Justicia de esa localidad, en las cuales se realizaron pericias e informes psicológicos y psiquiátricos que terminaron resultando contrarias a las acusaciones formales. Por eso se señaló el contexto político, o se refirió a cierto vínculo parentesco del denunciado con funcionarios municipales, lo cual estaría garantizado el fracaso de las presentaciones judiciales. De ANÁLISIS DIGITAL

“Me separé con una denuncia por violencia de género, en abril de 2017. Él estuvo dos meses sin querer ver al nene. Después de los dos meses empezó con amenazas que se lo iba a llevar, entonces fui en junio e hice una denuncia. Como durante dos meses no molestó ni quiso venir a ver al nene, pensé que nos iba a dejar tranquilos. Pero después empezó a amenazarme que si me encontraba en la calle con el nene me lo iba a quitar y se lo iba a llevar, entonces decidí denunciarlo”, explicó Claudia Kloster.

La mujer de San Salvador denunció a su ex marido por violencia de género primero, unos meses después de separarse de hecho; y en una segunda oportunidad volvió a presentarse en la Justicia asegurando que el padre de su hijo abusó del pequeño en una visita producida en el marco del Área de la Niñez, la Adolescencia y la Familia (ANAF) de San Salvador.

“A la primera denuncia la minimizaron. Pusieron una orden de restricción entre nosotros dos, pero al nene lo dejaron afuera y tuvo que re-vincularse con el padre. Los primeros tres meses, las visitas se produjeron en la casa de los abuelos maternos. Luego las visitas fueron en el ANAF”, cuestionó y asentó que le tomaron una denuncia por violencia de género pero “después en la carátula pusieron cuidados del nene”.

En el mismo sentido, agregó: “Estuve tres horas declarando cuando fui a hacer la primera denuncia. Cuando me hicieron firmar no me la dieron para que la lea, sino que me dijeron donde firmar sin ver nada. Después fuimos y pedimos una fotocopia de la primera denuncia y nos encontramos que en una parte pusieron que él nunca me había pegado a mí, siendo que estuve tres horas relatando todo lo que él nos había hecho, que hasta me quitó el celular para que no llame a la Policía. Un montón de cosas que no registraron”.

Claudia Kloster dijo que estuvo “siete años” con muchacho. “La violencia empezó durante el embarazo, me maltrataba. Cuando nació el nene empeoró la situación y cuando comenzó a caminar, él quería pegarle al nene. Lo encerraba cuando yo me iba a trabajar. Yo volví varias veces del trabajo y lo encontré al nene con moretones en la cabeza. El nene lloraba y no se quería quedar con el papá, entonces empecé a sospechar y le pedí a mi mamá que vive patio de por medio, que preste atención a qué pasaba cuando yo no estaba. En varias oportunidades mi mamá lo escuchó llorar al nene, le pidió a él para entrar y calmarlo pero él no la dejaba”, relató.

Luego aseveró que “las mismas personas que me tomaron esa denuncia son las mismas que están involucradas en la revinculación, es el mismo equipo del Juzgado, son las mismas psicólogas, todas conocidas de la familia de él”.

La mujer se refirió también a la presentación “por abuso al nene”. “Al papá ni siquiera lo imputaron. Lo que estaban tratando de hacer era sobreseerlo, cerrar el caso por falta de pruebas”, se quejó y añadió: “Nosotros pedimos pericias y cámara gesell y ésta última no la quieren dar. A las pericias las hicieron las mismas profesionales que están involucradas desde el principio en el ANAF. Habíamos pedido que la hicieran otros profesionales que no hayan intervenido antes, pero no lo permitieron”.

“En mi pericia hasta inventaron cosas. Pusieron que soy antisocial, que tengo problemas para relacionarme y no sé de dónde sacan eso, porque con la única persona que tengo problemas es con el papá de mi nene”, asentó la denunciante.

Luego explicó que su ex marido no quería irse de su casa cuando se separaron. “Mi papá escuchó cómo nos estaba gritando y vino. Le dijo que se retire porque iba a llamar a la Policía. Él no se quería ir, estaba totalmente sacado, nos decía que nos odiaba a todos. Yo llamé a los padres de él, les dije que lo vengan a buscar y se lo lleven porque si no íbamos a llamar a la Policía. Los padres llamaron también y como no había caso, mi papá lo sacó a la fuerza. Él es una persona muy insegura, siempre fue muy celoso, desde que estábamos de novio, yo no podía tener amigos, ni siquiera mujeres, porque él se imaginaba que nos juntábamos a hablar de hombres. Empezó de a poco con violencia verbal a insultarme, me decía que no sería para nada, me tiraba la comida, porque supuestamente no cocinaba bien y cada vez se descontrolaba más. Un día, porque el nene le tocó la computadora, se sacó de tal manera que tuve que agarrarlo e irme corriendo de mi casa. Había días que estaba como una persona normal y nos decía que nos quería. Y de repente se volvía a enloquecer, una persona muy cambiante”.

“Muchas veces intenté separarme pero siempre me amenazaba que él se iba a llevar al nene si me separaba. Aguanté hasta que un día casi le quebró la manito al nene con la puerta de la heladera y ese fue mi límite. Se fue tres veces de casa y volvió amenazándome que me iba a sacar al nene y terminó ese día que mi papá lo sacó a la fuerza”, manifestó. “Todo eso conté en la primera denuncia y no lo registraron. Di más detalles también. Él siempre me dejaba moretones en los brazos y las piernas, nunca me golpeó en la cara. Cuando hice esa primera denuncia no pidieron nada, ninguna pericia”, acotó.

En el ANAF y la Justicia

Claudia Kloster asegura que en el ANAF y la Justicia local, no ha conseguido ayuda por los vínculos de parentesco que tiene el denunciado con funcionarios políticos. No sólo contó que no tomaron bien su primera denuncia, además sostuvo que las pericias están mal realizadas por el mismo motivo.

La mujer sostiene que su pequeño hijo fue abusado por el padre en el marco de una visita asistida por profesionales del ANAF, encargados de resguardar el cuidado del nene. Contó que su pequeño se resiste a ver a su padre, y que en el contexto de una instancia de revinculación, su padre lo habría llevado al baño y habría generado una situación de abuso sexual. En ese sentido, el nene también fue evaluado en un espacio psicológico por propio impulso de la madre, aunque la profesional que lo asistió tampoco fue concluyente respecto de un supuesto abuso.

Asimismo, la denunciante señala los cambios de autoridades recientes en el ANAF como consecuencia del desempeño de los profesionales en su caso.
Enviar Imprimir
ULTIMA EDICIÓN
Destacadas
Deportes
Servicios
Envianos
tu noticia
Las mas leídas
Analisis Digital | Director | Denuncias | Contáctenos |  Pagina de Inicio |  Agregar a Favoritos |